Noticias

Como cultivar peces sin agua

Como cultivar peces sin agua

Uno de los caballos de batalla de las piscifactorías en tierra tanto para especies de agua dulce como salada ha sido desde siempre mantener la calidad de agua necesaria para cada especie cultivada a un coste razonable. En los albores de la acuicultura la tendencia era trabajar en circuito abierto, es decir, tomar agua, bien de un rio cercano, bien de pozo , bien del mar, canalizarla hasta los estanque o tanques de cultivo y después de un tiempo de residencia no muy elevado se devolvía previa sedimentación al rio o al mar. Esta renovación de agua debía garantizar el aporte de oxígeno necesario y una velocidad de paso por el tanque suficiente para arrastrar los restos de pienso y heces de los peces pero sin representar un sobre- esfuerzo natatorio y por tanto un gasto energético innecesario para los mismos.

Con el tiempo aprendimos que existía una tecnología conocida por las siglas en Ingles como RAS (Recirculating Aquaculture Systems) que permitía un ahorro considerable de agua, entorno al 95 % en comparación con los sistemas abiertos y al trabajar con un porcentaje de renovación muy bajo daba pie a poder enfriar o calentar el agua a un coste energético razonable. Esta tecnología abrió un abanico de posibilidades enormes para poder cultivar nuevas especies o a cultivar de manera más eficiente e intensiva las que ya cultivábamos, De hecho hoy en día na- die se plantea diseñar una planta de cultivo que no sea en RAS y la mayoría de las antiguas que están todavía en sistema abierto se están planteando hacer las modificaciones necesarias para reconvertirse a RAS.

Pues bien, ahora aparece una nueva tecnología la llamada BFT (Bio Floc Technology) que da un paso más y da respuesta a muchas de las necesidades y de las tendencias actuales respecto a cultivos sostenibles, desde el punto de vista medioambiental, y económico. La BFT permite un cultivo sin aporte de agua o prácticamente nulo, exclusivamente el debido a las pérdidas por evaporación, es decir, que una vez llenado el tanque de cultivo podemos cultivar peces o crustáceos durante años sin tener que hacer aporte alguno de agua, salvo por la evaporación inherente a toda masa de agua. Esta es la primera buena noticia, la segunda es que nos podemos olvidar de los complicados sistemas de tratamiento de agua que requerían los RAS ( filtros, bio filtros, bombeos, desinfección ultravioleta, desgasificadores, etc…).

¿Es esto posible? La respuesta es sí. La única condición es garantizar a lo largo de todo el cultivo un ambiente aeróbico acompañado de un conocimiento profundo de la química del agua, controlando parámetros como la ratio entre Carbono y Nitrógeno para facilitar la reutilización del nitrógeno aportado por el pienso y excretado por los propios peces por parte de los microorganismos existentes en el agua.

Es decir, si mantenemos una aireación constante, que garantice un ambiente aeróbico en todo el tanque y aportamos alguna fuente de carbono si es necesario (melazas, azúcares…) o simplemente utilizando un pienso con bajo porcentaje de proteína vamos a favorecer la creación de estos flóculos naturales que no son sino conglomerados de microbios, algas, protozoos y otros, junto con detritus y materia orgánica. Estos Bioflocs o bioflóculos aparte de mantener de manera natural la calidad del agua, sirven de alimento a algunas especies, con lo cual necesitamos aportar menos pienso al cultivo y esto nos hace bajar notablemente el Índice de Conversión de Alimentos, lo cual redunda en un ahorro significativo en la alimentación de los peces, tercera gran noticia si tenemos en cuenta que la alimentación es el porcentaje mayor en los costes de producción y además desde el punto de vista medioambiental debido al hecho de necesitar un menor porcentaje de proteína, no se depende tanto de las fuentes de harina de pescado, que vienen de los bancos de peces naturales.

Por lo tanto, no consumimos prácticamente agua, podemos cultivar allá donde queramos, por ejemplo al lado de los puntos de consumo, de hecho hay una piscifactoría en Valladolid que cultiva langostinos en agua de mar con esta tecnología, con un coste de inversión notablemente menor y con un coste de mantenimiento del cultivo mucho menor tanto en alimentación como en energía ya que solo debemos airear.

¿De donde viene esta maravilla del BFT?, pues esta es una de las partes que más me gusta, de nuevo vuelve a sorprendernos el hecho que está tecnología se viene utilizando desde hace algunos años con gran éxito en países que no son precisamente del primer mundo y nos han dado una lección de humildad a los tecnológicos europeos con nuestra maquinaria y tecnología punta.

Así que tomemos nota, aprendamos de nuestros colegas de Centro y Sud América, Norte de África y asiáticos y pongámonos las pilas que el BFT ha venido a Europa para quedarse.

¿Podemos cultivar cualquier especie? En todos estos países están trabajando con algunas especies de langostinos, principalmente con Penaeusvannamei, si, esos que compramos congelados por navidad y están tan ricos. También cultivan Tilapia el pez del presente y del futuro, pero esto merece otro artículo.

Podríamos decir que muchas especies de las que cultivamos hoy en día se podrían aprovechar del efecto depurador de los bioflocs, pero solo algunas especies autóctonas podrán sacarle el máximo rendimiento alimentándose de los bioflocs.

En IRTA fuimos pioneros en el 2011 utilizando esta técnica con nuestra tenca (Tinca tinca), con buenosy esperanzadores resultados, (R. Carbó et al 2011). Ahora con la inestimable ayuda de nuestro colega el Dr. Luis Vinatea de la Universidad Federal de Santa Catalina en Brasil, estamos llevando acabo ensayos comparativos entre sistemas RAS y BFT con diferentes especies autóctonas y foráneas pero todas ellas con gran interés económico, y en breve publicaremos los resultados.

Las especies diana para esta tecnología surgirán de nuestras investigaciones y no me cabe la menor duda de que el BFT marcará un punto de inflexión en la manera de cultivar estas especies en España y en Europa.

POST YOUR COMMENT

Your email address will not be published.